02/10/2018

“China continental no puede seguir siendo un mercado vedado para la carne paraguaya”

Esta posibilidad tiene que ser puesta en la vidriera de la política nacional de comercialización de la carne, sin abandonar los mercados conquistados, afirmó el vicepresidente primero de la ARP, Dr. Manuel Riera.

Con el argumento de que el Paraguay está en un momento donde debe mirar el horizonte con una visión ampliada, el Vicepresidente Primero de la Asociación Rural del Paraguay (ARP), Dr. Manuel Riera, afirmó que los gobernantes de nuestro país tienen que reconocer las señales del futuro, y en ese sentido dijo que es imperioso interpretar el mercado asiático como una realidad insoslayable.

“Nuestros gobernantes no pueden ignorar esta situación”, sostuvo el líder rural, tras señalar que “China continental no puede seguir siendo un mercado vedado para la carne paraguaya”.

Aclaró que esta posibilidad tiene que ser puesta en la vidriera de la política nacional de comercialización de la carne, sin abandonar los mercados conquistados.

La ganadería es considerada, junto con la producción de soja, la actividad que más genera divisas al país, con una contribución del 12 por ciento para el Producto Interno Bruto (PIB) y mano de obra de casi el 20 por ciento de la Población Económicamente Activa (PEA).

El rubro genera también más de 4.000 millones de dólares anuales en recursos, que son distribuidos tanto en el sector rural como en el consumidor final.

Acerca de la calidad de la carne paraguaya expresó que la calificación de los clientes es la mejor carta de presentación.

“Hacer ganadería exige conocimiento, tecnología e innovación”, alegó, y dijo que el sector pecuario nacional nada tiene que envidiar en calidad productiva a los demás mercados en competencia.

Hasta el momento, el mercado de la carne nacional está direccionada al mercado chino de Taiwán, que de 800 toneladas de compra en el 2014 incrementó su pedido de volumen a 10.406 toneladas en el 2017, y para el 2019 existe un acuerdo de comercialización de 20.635 toneladas.

De enero a junio de este año, Taiwán se convirtió en el sexto mayor comprador de carne bovina paraguaya, con un volumen que el gigante mercado de China continental –con una población de 1.379 millones de habitantes- podría incrementar tangencialmente, y con ello generar un margen superlativo de ingresos que en una importante proporción son reinvertidos en genética, tecnología, infraestructura y mano de obra, tanto en la producción como en la industria.

Fuente: ARP y El Agro